Domingo 15 Diciembre 2019

Fortalecen vigilancia epidemiológica para la témpora lluviosa

Viernes 28 de junio, 2019/Reporte

Continuando con la prevención de las enfermedades epidémicas y fortaleciendo las respuestas ante desastres que permitan proteger la vida de los nicaragüenses, el Ministerio de Salud a través de la vigilancia epidemiológica fortalece el trabajo preventivo, principalmente para los meses más altos de lluvias.

“Nosotros siempre hacemos un plan invierno previniendo las enfermedades que normalmente se incrementan en esta temporada como son las arbovirosis como son dengue, Zika, chicunguya, diarrea malaria, enfermedades respiratorias y en ese sentido estamos haciendo acciones desde el mes de mayo dirigidas a prevenir y evitar las enfermedades y sus complicaciones”, explicó la Dra. Marta Reyes Álvarez, Directora de Vigilancia para la Salud Publica –MINSA.

Se continúa trabajando en la lucha anti epidémica contra el mosquito transmisor del dengue, chicungunya y Zika, promoviendo la responsabilidad compartida de las familias y comunidades.

“Nosotros estamos fortaleciendo nuestra campaña de lucha anti epidémica que tiene que ver con las acciones de protección de los diferentes depósitos en las viviendas, de eliminación de los criaderos a través de las jornadas de limpieza y de la fumigación que hacemos como control de foco ante casos sospechosos de dengue, chicunguya y Zika, esa es una parte”, puntualizó Reyes.

Los grupos de riesgos serán de mayor vigilancia ante la posible presencia de brotes que puedan generar alarma en determinaos sectores de la población, todo esto con efecto preventivo.

“Julio, agosto hay un incremento de los casos respiratorios muchos de ellos producidos por el virus de la influencia y nosotros estamos aplicando un total de 215 mil dosis durante todo el mes de junio sobre todo para proteger sobre todo a los grupos de mayor riesgo, a los niños de seis meses a 23 meses, a los adultos mayores con enfermedades crónicas de base y a las embarazadas”, precisó.

Es fortaleciendo este plan, que después de casi 30 años del uso del ya conocido Abate se realiza un cambio a un producto que genera mayor efectividad en menor tiempo esto dentro de las oportunidades de mejorar la lucha por disminuir las enfermedades por vectores.

Bacillus thuringiensis subsp. israelensis (mejor conocido BTI), es uno de los larvicidas biológicos disponibles más adecuados para el control de poblaciones de dípteros, cuya efectividad se ha demostrado en programas de control integrado de plagas en todo el mundo, pero es la misma población quien desde sus viviendas luego de ser aplicado debe seguir recomendaciones que ayudaran a que este sea efectivo.

“Este producto tiene la característica que se diluye en el agua, cuando los muchachos lo van aplicando uno observa que él va bajando al fondo y ahí se queda, entonces cuando ya se queda en los recipientes lo que solicitamos es que la población no bote esa agua final, solo rellenamos de nuevo y si lavamos de nuevo saquemos esa agua final y volvemos a la pileta lo que habíamos retirado del producto”, explicó la Directora Gral. de Vigilancia para la Salud Publica –MINSA.

El invierno producto de las lluvias es propenso a que se desarrollen diferentes plagas que puedan generaran una emergencia principalmente de enfermedades provocadas por las ratas.

Recuerde que la limpieza de los hogares, el manejo adecuado de la basura y otras medidas sanitarias ayudan a que juntos prevengamos todo tipo de enfermedad que ponga en riesgo nuestra salud.

“Acudir a su vacunación para recibir su vacuna de rotavirus en caso de los niños, que le evita la complicación por la diarrea causada por este virus, recibir la vacuna que corresponde al neumococo, a la hemiflosis influencial  para prevenir las neumonías por estar causas, es muy importante siempre acudir  ante cualquier cuadro febril ante cualquier malestar general, no quedarse en casa no automedicarse sino asistir a la unidad de salud más cercana para recibir el tratamiento el diagnóstico adecuado y evitarse complicaciones”, recomendó la Dra. Reyes.

El plan invierno seguro desde la parte sanitaria contempla la actualizarán de los planes de respuesta sanitaria local y hospitalaria ante emergencias y desastres para atender a las familias en brotes y desastres, así como la continua inspección a la calidad del agua de consumo humano en las fuentes de producción. Todo esto se viene desde mayo hasta el mes de agosto.

Foto: Referencia-Tomada de El 19 Digital